sábado, 23 de julio de 2016

Misterio en: La casa sangrienta



Todos pensarían que el mejor lugar para esconderse de las garras del mal está en nuestro hogar; qué otro lugar podría ser, pues es aquí donde nos refugiamos del mundo exterior, donde pretendemos conocer cada esquina  y ocultarnos en la misma, sin embargo, es aquí donde relataré un caso que pondrá en duda esta  teoría.



 El acontecimiento sucedió en Atlanta, Georgia, Estados Unidos en el año 1987. Una pareja de adultos mayores descubrió en su aparente tranquilidad algo que los horrorizó en su propio hogar. Cuando la señora Minnie Winston (ochenta y siete años de edad) se levantó para ir al baño de su hogar, pudo ver una mancha en el suelo, esa mancha parecía ser sangre…


Inmediatamente la señora alertó a su esposo William (setenta y nueve años de edad), y en medio de la exasperación los dos solitarios se percataron de que estas manchas rojas se encontraban en las paredes del baño, de la sala, en los pasillos, en el sótano, y hasta en el dormitorio… su esposo dijo que “eso parecía sangre, pero no olía como la sangre”.


Sin ninguna explicación lógica a lo acontecido, la tensión se elevó entre ambos; nunca había sucedido algo parecido en su hogar, eran personas que vivían solas… en efecto, llamaron a la policía del lugar para buscar una razón a lo acontecido.


Al principio el caso no fue tomado enserio, pero la preocupación de la pareja era comprensible ¿de dónde salió tanta cantidad de sangre si ellos no habían escuchado nada sospechoso? ¿Cuál fue la causa? Sin embargo se sabe que William se hacía pruebas de diálisis en el lugar, pero ambos insistían en que esa sangre no podía pertenecer a ninguno de ellos dos; y esto fue totalmente cierto…


Luego de la investigación policiaca, los laboratorios dieron a conocer que la sangre era humana, y que era de tipo O, a diferencia de la pareja, ambos  tenían sangre tipo A. En horas de la mañana del miércoles, el detective Steve Cartwright dijo que “es una situación extremadamente rara, no hay delito cometido, y no se encontró nada para indicar algún delito. Nunca había visto algo como esto en mis 10 años de experiencia”. Por razones irregulares con la obtención de pruebas, la consistencia para una explicación clara de los fenómenos fue fracasada. La policía dejó el caso sin ninguna explicación ante los hechos.  




Todavía quedan las dudas de este caso, ¿pudo ser un crimen perpetrado por la pareja? O ¿un crimen cubierto por ellos?, estos dos podrían ser los más lógicos, pero el tiempo nos dice que no pudo ser así; si merodeamos este universo existen muchos casos sin explicación alguna, ante diferentes juicios podría ser un hecho paranormal que ocurrió en ese lugar, ¿Por qué ocurrió con esta pareja? Esto es algo que quedará en el misterio, sólo se tiene certeza de que esta casa aún existe.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario